Beady Eye: la oportunidad de Liam Gallagher

14 07 2010

Ahora solo queda decir: "qué tiempos aquellos".

Con algo de tristeza y gran alivio les comento que esta noche dejo Oasis. La gente escribirá y dirá lo que quiera, pero simplemente no podía continuar trabajando con Liam un solo día más. Mis disculpas a toda la gente que compró entradas para los conciertos en París, Constanza y Milán.

Noel Gallagher.

Lo que leyeron allá arriba fueron las últimas palabras de Oasis como banda, pronunciadas el 28 de agosto de 2009 por quien fuera su compositor más prominente.

Todos hicimos plop con la noticia, pero con más fuerza los que pagaron entrada para ver la gira en vivo. Porque sí, se pierde una de las bandas más importantes de la última era, y no de una forma en que uno quisiera verlos despedirse (como Brian Johnson por ejemplo, ya él sabe que ha cumplido).

Pero parace que Liam no pierde su entusiasmo y se decidió a crear un nuevo proyecto con varios miembros de Oasis (obvio que Noel no). El nombre del grupo: Beady Eye.

Será interesante ver cómo le va a Liam con esta agrupación y cómo se las va a arreglar para caerle bien al público, porque recordemos, él ha compuesto temas cuano Oasis existía, pero el verdadero genio de las líricas de la extinta banda británica era su hermano mayor, Noel, quien además era el guitarrista principal.

De acuerdo a Wikipedia, la formación del grupo sería la siguiente:

Miembros oficiales
  • Liam Gallagher – voz
  • Gem Archer – guitarra
  • Andy Bell – guitarra
  • Chris Sharrock – batería
Miembros para actuaciones en vivo
  • Jay Darlington – teclado
  • Jeff Wootton – bajo

Mientras pregunto ¿Qué saldrá de esto? No lo se. Habrá que esperar.Ponerse a especular sería un error, lo mejor es dejar que el tiempo haga su trabajo.

¿Qué dicen ustedes?

Anuncios




Enseñanzas inútiles del periodismo en Venezuela

2 04 2010

Antes de que publicara este artículo, me costó mucho decidirme por un título. Tenía varios en mente, pero no lograba ubicar uno que fuera correcto para la ocasión. Lancé dados, monedas e hice otras eliminatorias para ver si por fín hallaba la titulación que llenara mis espectativas. Agarré éste en vista de que haciendo algo de flashback en mi vida, encontré algo que tal vez sirva para explica qué va mal con lo que aprendí.

Cuando hice las pasantías de rigor para mi carrera de Comunicación Social, recuerdo que estuve en un diario de denominación moderada (Antorcha) para la zona en la que vivo. Duré unos 20 días porque luego recibí una llamada de un diario de más circulación y lectoría en Puerto La Cruz (El Tiempo), ciudad donde resido ahora mismo. Obviamente acepté cambiarme porque en el otro periódico aprendería más, empezaría de nuevo pero la experiencia obtenida sería mayor, mi informe de pasantías tuvo más peso y me remuneraban bien..

El día que me fui de Antorcha, el jefe que tuve me dijo algo que aún recuerdo con claridad, como si me lo hubiese dicho hace cinco minutos:

Cuando te equivocas en el periodismo, corres el riesgo de ser estigmatizado. Por ese error tus colegas y la gente te van a marcar de por vida.

Confieso que agarré miedo luego de oír aquello, porque era verdad; en el gremio de periodistas un error y la gente se vuelve contra ti como si hubieses cometido un asesinato. Ahora que recuerdo, en el tercer semestre tuve una profesora que durante clases dijo algo parecido, aunque ella no era un buen ejemplo para recitar aquello debido a comentarios de ella que no daban una buena imagen.

Total que esa frase me persiguió durante lo que quedaba de carrera y procuraba ser minucioso cuando redactaba las notas en mis pasantías. Debo decir que mi margen de error fue mínimo y que el editor en jefe que tuve me ayudó a mejorar bastante. Pero siento que cada enseñanza recibida no me va a servir para más.

Digo eso porque he estado viendo en televisión nacional cosas que me han demostrado que no enmendar los errores es una nueva virtud y un modus operandi efectivo para asegurarse el puesto en un programa que hable de “artes y espectáculos”.

Varios de esos momentos vergonzosos están en Youtube como muestra de qué es lo que no se debe hacer pero que igual se comete casi que a diario y sin el menor intento por mejorar. Los que no hayan visto los videos, preparen sus sentidos, porque esto les va a doler:

<p >Aquí tienen ese primer caso de las enseñanzas inútiles del periodismo. Llegar a recibir a un artista en pleno aeropuerto y preguntar cosas fuera de lugar, y de paso, en un inglés muy mal pronunciado. Liam Gallagher no entendía un carajo, mientras la gente de ese programita encubria a la niña de la mejor manera que un limpiador lo hubiera hecho con una escena del crimen.

En el mismo canal de La Bomba (TELEVEN) hay un programa llamado Lo Actual, donde también entrevistaron a Liam, y entre todo lo que pudieron preguntarle, surgió esto:

¿Qué piensas del reggaeton?

Vayan aquí si no me creen.

Pasemos al segundo caso con La Bomba:

De acuerdo a la lógica, los errores se minimizan si aprendes de ellos. En La Bomba sus animadoras funcionan al revés. Parece que con cada error, cometen uno más grande todavía y lo siguen demostrando en la actualidad. Da pena saber que mandan a alguien a entrevistar a unos artistas miembros de una banda hiperconocida en el mundo, y la chica “tan rockera ella con su minifaldita” no haya sabido quien era Jonathan Davis y decidiera lanzarle preguntas a alguien del staff, que nada debía responder. Por si fuera poco, lo poco que le pregunta a Davis fueron más idioteces y de nuevo las demás brujas salen a defender a la súper entrevistadora.

Ahora, el video que rompió todos los records, que demuestra que lo que aprendí en Comunicación Social es inservible y que aquella frase era una patraña:

Sí señores, esto fue el acabose. El concepto de desinformacióm cambió radicalmente con ese video. Es realmente triste ver que esto sucede, pero mucho más triste es saber que esa gente no tiene la más mínima intención de redimirse, y para hacer más jodidas las cosas, surgió esta respuesta de parte de Kerly Ruiz (la caraja que la cagó con Metallica) y una nueva forma de hacerle ver a la gente, que La Bomba solo está del lado del bananerismo:

Esa manera tan despectiva de referirse al público rockero como “comegatos”, demuestra que ellos consideran mejores a los reguetoneros o a cualquier arrastrado de esos. Estoy completamente convencido que si el evento hubiera sido algo parecido al E3, es decir un evento donde presenten nuevos videojuegos y actualizaciones de las consolas, o si hubiera sido una convención de manga-anime, de seguro las ridículas de ese show hubieran dicho: “ahí van los mentepollos esos emocionados“, y precisamente con la clase de comentarios de gente obtusa que cree que las discotecas, una caja de cigarros y whisky te van a hacer madurar. Más estúpidos no pueden ser.

Mientras tanto, Kerly no va a querer mejorar nunca, insulta a otros como habitualmente lo hace, solo que con rabia de por medio y bajo la excusa de que “un periodista se equivoca”.

Es por eso que tristemente, los venezolanos con habilidad para alguna clase de arte, tienen que lastimosamente abandonar Venezuela y desarrollarse en algún país que sí de albergue a esos talentos. En Argentina tienes a Angel Revilla (Dross), en Osaka, Japón, Reinaldo Quintero (REIQ) tuvo que abrirse paso por sí mismo previamente en Inglaterra ganado un concurso de ilustradores y ahora lo reconocen como uno de los mejores en su ramo.Y en una entrevista, él mismo había dicho que para hacer lo que le gusta, tuvo que irse.

Mientras ¿Qué diantres haré yo? No dejarme vencer por la mediocridad y en cuanto vea el primer boleto de avión, perderme.

Será duro, pero lo que había aprendido tiene más validez en otro país que en Venezuela.